Geron se retira de las células madre embrionarias

“La primera compañía en probar una terapia a partir de células madre embrionarias humanas en pacientes se ha convertido en el primer gran jugador en abandonar el campo de juego”.

Así comienza uno de los artículos de esta semana de la prestigiosa revista Nature. Geron Corporation, ya había anunciado el día 14 de Noviembre en rueda de prensa el abandono de su programa de desarrollo de terapias basadas en células madre de origen embrionario para centrarse en el desarrollo de su línea de investigación contra el cáncer.

Nature siempre ha sido un fiel defensor de las bondades terapéuticas de las células madre embrionarias. Desde sus editoriales ha animado y defendido el desarrollo y utilización de células madre embrionarias frente a las terapias que utilizaban células madres adultas. Sin embargo este entusiasmo nunca ha tenido un fundamento científico. Junto a la posibilidad de diferenciarse en todos y cada uno de nuestros tipos celulares, las células madre embrionarias también han estado siempre acompañadas por problemas de control y estabilidad. Generan teratomas (tumores). Por eso cuando Geron anunció hace más de dos años que la FDA daba autorización para el primer (y hasta ahora único) ensayo clínico con células derivadas de células madre embrionarias, se plantearon muchos problemas médicos (técnicos) y éticos. El ensayo estaba dirigido a pacientes con daño traumático en la médula espinal reciente. En octubre de 2010 comenzaba el ensayo clínico, el primer paciente inyectado en marzo de 2011, que se ha abandonado este pasado mes de noviembre, después que los resultados no han sido los esperados. La FDA mandó parar el experimento al encontrar quistes en los ratones a los que se había inyectado con las mismas células que se inyectaban a los pacientes. Geron insiste en que la razón es , fundamentalmente, económica porque los inversores se han cansado de poner dinero. No continuar con el ensayo va a ahorrar a la compañía 25 millones de dólares que va a permitir que se pongan en marcha media docena de ensayos clínicos en fase II contra el cáncer en los próximos dos años sin que sean necesarios fondos adicionales. Al final, ellos mismos lo han reconocido, se trataba de dinero. La batalla, aparentemente científica, entre las células madre embrionarias y las células madre adultas era una batalla por el dinero que se podía generar y no por la salud de los pacientes, ni por la verdad científica.

Las terapias derivadas de células madre adultas, cuya eficacia se ha demostrado en infinidad de ensayos clínicos y en infinidad de  tratamientos (regeneración de hueso, transplantes de médula osea, transplante y regeneración de piel, reparación de daño cardíaco, regeneración de estructuras como tráqueas, regeneración de órganos, etc… ) son gratis, es decir, no se pueden patentar. Pertenecen al propio individuo y por tanto no están bajo patente. Solo se pueden patentar los procesos que permiten su obtención y diferenciación.  

 

Los tipos celulares obtenidos a partir de células madre embrionarias, cuya eficacia terapéutica nunca se ha probado, cuyo único trial se ha cerrado por falta de eficacia, NO son gratis, al menos en USA, porque se les había reconocido el derecho de patente de líneas celulares. No era una cuestión científica era una cuestión monetaria. Por eso no sorprende que la decisión definitiva de Geron se haya tomado una semana después de que un tribunal europeo dictaminase la no patentabilidad de las líneas celulares obtenidas a partir de embriones humanos. No se trataba de curar, sino de ganar dinero.

No me gusta autocitarme, pero tengo que hacerlo porque esto ya lo predije hace algunos años en en este mismo blog . Entonces respondía a las declaraciones que había hecho Obama. Él afirmaba que las decisiones sobre células madre  que se tomasen en su recién inaugurado mandato serían, a diferencia de las decisiones del gobierno de Bush, con criterios científicos. Era mentira y se ha demostrado ahora. Los criterios de Geron, y los de Obama, eran económicos. No sabemos que farmacéutica habría “colaborado” en su campaña.

Son muchos los cientos de miles de personas que se han beneficiado ya de las células madre adultas. La terapia celular es  el presente y el futuro de la medicina a través de   las células y los tejidos derivados de células madre adultas del propio paciente o de cordón umbilical. Les dejo la lista de ensayos clínicos que se están llevando a cabo en todo el mundo. No se cansen de leer. Son más de 40 páginas y todos ellos están protagonizados por células madre adultas menos uno. 

Ahhh se me olvidaba. Verán muchas noticias en periódicos o en televisión,  en las que se dice que determinado tratamiento se ha llevado a cabo para curar un niño, o hacer un transplante, o colocar un hueso, cartílago, piel, tráquea… Al leer la noticia si ven que aparece la palabra células madre recuerden que son células madre adultas. Son las únicas que están curando gente, aunque los medios y algunas farmacéuticas no quieran reconocerlo.

Anuncios